En la naturaleza nada hay superfluo. Averroes (1126-1198). Filósofo y médico hispano-árabe.
3/11/2008 - 10:01h

Eliminar las hormonas del agua

El agua tratada es enviada a veces a los ríos con trazas de contaminantes orgánicos que tienen un impacto negativo en el medio ambiente. En particular, se han encontrado en el agua sustancias químicas conocidas como disruptores endocrinos, que alteran los efectos de las hormonas naturales y alteran la conducta endocrina. Este estudio presenta un tratamiento que podría eliminar de forma significativa y relativamente barata este tipo de sustancias químicas. 
El tratamiento estándar del agua a menudo falla en eliminar el estrógeno y componentes sintéticos parecidos al estrógeno. Ambos, la hormona natural y la sintética, suelen encontrarse en agua usada y posteriormente tratada en concentraciones que pueden ser perjudiciales. Por ejemplo, el estudio ha relacionado estas sustancias con la feminización del pez macho, lo que ha conducido a la reducción de la población en algunas especies. Éste es el efecto que tiene los estrógenos naturales y los sintéticos, algunos de ellos contenidos en productos de limpieza.
Además, el fango resultante del tratamiento de las depuradoras a menudo se utiliza como fertilizante en agricultura, y expone a los animales a los efectos de estas sustancias.
Los autores de este estudio utilizaron datos de un amplio abanico de plantas depuradoras para comprender las relaciones entre los tratamientos y la eliminación de estrógenos. Los datos incluyen los resultados de plantas específicas, con análisis del agua que producen, y experimentos de laboratorio que investigan varios procesos de tratamiento.
Se reporta que la eficiencia de la eliminación del estrógeno en diferentes plantas varía ampliamente y que las sustancias hormonales incluso pueden aumentar durante el tratamiento. Por ejemplo, ciertos tipos de bacteria de las aguas negras pueden reactivar las formas hormonales inactivas excretadas por los humanos.
Dado que algunos procesos de tratamiento son mucho más efectivos que otros, los investigadores sugieren que estos últimos deberían ser estudiados más a fondo y utilizados siempre que sea posible. Las grandes diferencias encontradas sugieren que simples condiciones operacionales, tales como temperatura y los tipos de bacteria presente, que están potencialmente bajo control, pueden tener un efecto muy significativo sobre la calidad del agua tratada.
También han añadido que la bioquímica del agua tratada debe ser estudiada mucho más de cerca. Por ejemplo, no aparece claro por qué algunos agentes químicos del proceso parecen incrementar los efectos de los estrógenos.
A pesar de ya existen procesos de tratamiento avanzados que eliminan los estrógenos de forma fiable, sería demasiado caro introducir estos procesos en todas las depuradoras. Se sugiere así que una comprensión más clara de las operaciones realizadas durante el tratamiento del agua significaría ya una mejora de su calidad a un coste relativamente bajo.
 Fuente: Teske, S.S. and Arnold, R.G. (2008). Removal of natural and xeno-estrogens during conventional wastewater treatment. Reviews in Environmental Science and Technology. 7(2): 107-124.
Contacto: rga@engr.arizona.edu 
3386 lecturas |  Añadir comentario  |  Imprimir |  Enviar

Noticias

Encuesta

¿Cuando lees las noticias?
Por la mañana, entre las 7 y las 12 del mediodia
Entre las 12 del mediodia y las 4 de la tarde
Por la tarde, entre las 4 y las 8
De noche, entre las 8 y las 12
De madrugada
Ninguna de las anteriores
» Ver más encuestas

Login

Usuario:       
Clave:
No estoy registrado

Boletín electrónico

e-mail
¿qué es el boletín?