3/01/2007 - 11:25h

Alerta por sequía en el País Vasco

A finales de los 90 en el Gran Bilbao ya le vieron las orejas al lobo, con cortes de agua doméstica varias horas al día durante meses. Aún no se ha llegado a ese límite, pero los embalses que proporcionan agua potable a la conurbación vasca comienzan a mostrar escasez.
La primera medida adoptada por el Consorcio de Aguas del Gran Bilbao ha sido prohibir regar parques y jardines, aunque no se descartan medidas más drásticas, tales como los cortes, si durante los próximos meses no aumentan las reservas hídricas de la zona. El presidente del Consorcio, Ibón Areso, ha calificado de "bastante mala" la situación de las reservas de agua embalsada en los pantanos del Zadorra.

Areso ha asegurado que actualmente la situación es peor que la que se vivió entre 1989 y 1990, aunque aún es posible la recuperación si el invierno viene húmedo.
1312 lecturas |  Añadir comentario  |  Imprimir |  Enviar